Guia de viaje de

Roma

Roma y su Foro Romano

El Foro Romano se denomina al antiguo foro de la ciudad de Roma y es lo que a día de hoy vendría a ser la Plaza Central de las grandes urbes modernas, el lugar de tránsito de la ciudad y donde mercado política y religión se unían. 

Foro romano

La visita al foro romano es imprescindible en la visita a Roma. Hay que ver el foro romano, hay que conocer el foro romano y, no lo olvidéis, hay que caminar por el foro romano. Si venís a Roma, entrad al foro romano. Nosotros os estamos esperando en nuestras excursiones y en nuestras visitas guiadas a la ciudad. Si venís a Roma, os esperan siglos de historia y personajes eternos.

Hitoria del Foro Romano

El foro romano era, exactamente eso, un foro, un centro, el encuentro de la ciudad y de la vida de la ciudad. En el foro romano ocurrían las cosas de la ciudad: se comerciaba, se gobernaba, se administraba y se aplicaba la justicia.

Decir el arroyo Velabo, es no decir mucho. Si os decimos la verdad, en Buendía Tours, nos quedamos con el nombre mientras preparamos las visitas guiadas a Roma, y decidimos no olvidarlo. Y es que, antes de que el centro mismo del mundo se asentara aquí, este era el cauce de este arroyo del Tíber y, debido a esto, era esta una zona pantanosa muy alejada de lo que iba a ser. De pantano la zona pasa a ser utilizada como cementerio y eso va a ser así hasta el s. VIII a.C, momento en el que cesa la actividad funeraria y comienza el asentamiento de las primeras aldeas.

El terreno es cierto que era inhóspito y poco dado a planes urbanísticos, lo que va a cambiar en cuanto se acometen las obras de secado de las aguas con la construcción de la Cloaca Máxima. Aunque estamos centrando el viaje en el foro romano, la historia tienen la mágica habilidad de entretejer historias y hacerlas coincidir en un tramo largo del camino. Por eso este camino exige que os contemos que la Cloaca Máxima, “Alcantarilla Mayor “si lo traducimos, fue una de las primeras redes de alcantarillado del mundo, una de las más grandes obras de ingeniería de la ciudad de Roma, que además permaneció en funcionamiento mucho tiempo y, sin duda, una de las más impactantes donaciones al mundo desde aquella Roma.

Drenada la zona, convertido el espacio entre las colinas Palatinas y Capitolia, en un terreno seco se comenzó a construir el foro romano. Ahora ya sí, ahora empezaba la construcción de un lugar que ya nunca iba a abandonar la historia. Primero se convirtió en el mercado de la ciudad, y, por ende, en uno de los puntos de encuentro de sus habitantes y en el principal lugar de reunión tanto económico como social. La Regia, La Curia Hostilia, la Domus Pública, los primeros tabernae fueron llegando y dando forma al foro. Los romanos de aquellos tiempos estuvieron también de acuerdo en que este era el lugar idóneo para los edificios religiosos, llegando así, con los templos que se levantaron, la religiosidad y la espiritualidad propia de la época.

Pero parece cierto que todo es efímero y errante y después de haber sido el foro el centro del mundo, con la caída del Imperio, es sepultado prácticamente del todo por escombros. No sé si podéis imaginar la siguiente estampa de este poderoso rincón de la ciudad: fue un sitio en el que pastaban los animales, las vacas, motivo por el cual se le llamó Campo Vaccinio. Sin embargo no todo el mundo olvidó el foro romano de Roma. El papa Urbano V acordó durante su papado el encargo de los primeros dibujos de los que vendrían después. Al fin llegaron las excavaciones que nos iban a devolver, desde el fondo de la tierra, este pedazo de mundo. Las excavaciones comenzaron en el siglo XVIII y acabaron en el siglo XX.

Dejadnos acabar esta historia de la misma manera que comenzamos a escribir estas letras: Y al fin, en la visita a Roma, el foro romano. Descubre toda la historia de la ciudad y sus curiosidades en nuestro Free Tour Roma clásica en español

Qué ver en el Foro Romano

Vamos a hacer un pequeño recorrido por el foro romano intentando separar este de los foros imperiales (la importancia de estos últimos, los hacen sobradamente merecedores de unas letras propias) que surgen cuando el primer foro se queda pequeño debido al crecimiento de la ciudad.

Foro romano

Desde Buendía os recomendamos que empleéis uno de los días de vuestro viaje a Roma para ver, recorrer y disfrutar del Coliseo, del foro y del Palatino, que son los tres grandes conjuntos arqueológicos de la zona. Creernos, hacedlo una vez más, el foro romano es una de las visitas imprescindibles de la ciudad eterna. 

Sin duda uno de los activos de la visita al foro romano no se ve, no tiene ruinas que admirar y no os lo podemos siquiera describir. Uno de los mayores activos del foro romano es andar por los caminos, por las mismas calles por las que andaron algunos de los personajes más importantes y determinantes de la historia. Vamos a poner los pies (por cierto, ni que decir tiene que, casi la única opción que os podemos recomendar para esta visita, es calzarse de la manera más cómoda que podamos) en los mismos sitios que antes puso los suyos, por ejemplo, Julio César.

Hecha esta salvedad, nada pequeña, alguno de los puntos más importante del foro romano de Roma, son:

  • Sus Arcos del Triunfo:
    • el arco de Séptimo Severo
    • el arco de Tito – uno de los más antiguos de Roma-
  • El Templo de Cástor y  los Dioscuros.
  • La Curia Romana que empezó Julio César y que no ver terminada.
  • La Casa de las Vírgenes vestales, veneradas y reconocidas en la vida y la cultura de la Antigua Roma.
  • La Vía Sacra, va desde la Curia hasta el Arco de Tito.
  • La Basílica de Majencio y Constantino.
  • El Templo de Antonio y Faustino.
  • El Templo de Saturno.
  • El Templo de Vespasiano.