República Checa

Guia de viaje de

Praga

Museo Mucha de Praga

Praga también es una ciudad a la que dedicarse si somos amantes del arte. Y es que son muchos los museos de la ciudad que nos acercan diferentes historias, diferentes artistas y diferentes perspectivas de la propia historia de Praga.

Entre estos museos hoy os queremos contar un poco, y os queremos animar también a su visita, acerca del Museo Mucha donde podremos admirar la obra de Alfons Mucha, uno de los más grandes artistas modernistas de Praga y se podría decir que también de Europa, ilustrador, cartelista, diseñador y pintor.

El Museo Mucha de Praga, vida y obra de Alfons Mucha

Princesa hyacinta de Mucha en el Museo Mucha de Praga, República Checa
Princesa hyacinth

Este museo, dedicado a Alfons Mucha y a su trayectoria, es un museo único en el mundo. Esto supone que la única manera de conocerlo…es viajando a Praga.

Alfons Mucha tuvo una dilatada trayectoria, sobre todo como cartelista, y fue considerado uno de los artistas más importantes de Europa. En Praga trabajó en las pinturas de la Casa Municipal y en la Iglesia de San Vito. Murió durante la II Guerra Mundial, en Praga y esta fue su obra…

Qué podemos ver en el Museo Mucha de Praga

En el Museo Mucha encontraremos no solo pinturas, sino también carteles, objetos de su vida cotidiana, joyas y fotografías y como curiosidad os diremos que muchos de los objetos expuestos aquí se muestran al público por primera vez.

La visita al Museo Mucha de Praga está organizada en 7 secciones a través de las cuales se puede conocer paso a paso la trayectoria de este famoso pintor.

I. Paneles decorativos

Alfons, fue un destacado representante del estilo modernista. Este arte exigía que se creara un esquema que posibilitara la repetición de un motivo decorativo.

Podemos encontrar entre estos paneles: Las flores”, “La Danza, la Música, la Pintura y la Poesía” o “Las partes del día”. Todas ellas presentan a personajes femeninos. A través de la ropa, las actitudes, los peinados o los fondos de las obras, Mucha era capaz de mostrarte diferentes flores, artes o momentos del día.

II. Carteles parisinos

La obra de Mucha destaca por los carteles que realizó en Paris, principalmente por los que creó para la actriz parisina Sarah Bernhardt.

En los bocetos y las pruebas de impresión que se conservan podemos ver que Mucha buscaba una nueva concepción cartelística. Hasta entonces dominaban los colores chillones y Mucha le quiso dar un aire de nobleza.

Entre los carteles más importantes  de Alfons Mucha, que podemos ver en el museo, destaca el de “Gismonda”, un cartel del melodrama griego que le otorgó al artista gran fama. Este cartel tuvo tal éxito, que los coleccionistas sobornaban a los que pegaban los carteles para que les consiguieran un ejemplar o incluso los arrancaban por las noches de los muros publicitarios.

“La Dama de las Camelias”, “Hamlet” o “Medea”, son otros carteles destacando del autor.

III. Documents décoratifs

Con este título Mucha publicó en 1902 una serie de 72 tablas realizadas con lápiz y creta blanca, en lo que pretendía ser un muestrario clásico de todo el Art Nouveau.

Este catálogo incluye también diversos motivos vegetales, estudios de cabezas femeninas y desnudos de naturalismo… Joyas, muebles, vajillas y otros objetos de la vida doméstica muestran que Mucha concibió esta serie como una extensa recapitulación de su experiencia como decorador.

IV. Carteles checos

Tras regresar definitivamente a Praga, Mucha a través de su obra buscó acercarse al pueblo checo, por eso en los carteles de esta época los motivos fundamentales fueron la interpretación del folclore y las exhibiciones gimnásticas y los congresos de la sociedad deportiva Sokol (Halcón).

V. Pinturas

Aunque la fama de Alfons Mucha no se debe a sus pinturas sus estudios en la Academia de Bellas Artes de Múnich le proporcionaron también una formación como pintor, aunque al principio su actividad como pintor se limitó a los retratos.

A principios del siglo XX, encontró en la historia de su pueblo un gran tema y se dedicó a la pintura de óleo. Una de sus mejores creaciones fue “El ciclo de La Epopeya Eslava

VI. Dibujos y obras al pastel

En esta sección podremos ver en museo un conjunto de dibujos en los que se puede notar los grandes conocimientos de los que disponía Mucha. Se puede apreciar sobre todo en los dibujos con lápiz que le servían de estudio y en los bocetos preparatorios.

VII. El taller y fotografías

Alfons Mucha realizó en su taller de la Rue du Val-de-Grâce de Paris una extraordinaria serie de fotografías de modelos posando. Las fotografías expuestas son impresiones realizadas a partir de las placas de vidrio originales.

Esta es una parte singular del museo con una reconstrucción del taller del Mucha en Paris con parte de su mobiliario original, fotos de su familia y un grupo de fotografías tomadas en el estudio, gran cantidad de cartas y elementos traídos de diferentes partes del mundo.

Otčenáš (Padrenuestro)

Mucha escribió: “En esa época vi que mi camino llevaba a otra parte, a algún lugar superior. Quería un medio que hiciera llegar la luz hasta los rincones más recónditos. No tuve que buscar mucho. El padrenuestro. ¿Por qué no expresar sus palabras con imágenes?”

Mucha dividió el Padrenuestro en siete versos, y para cada uno de ellos realizó tres páginas ilustradas. Consideraba el Padrenuestro como una de sus mejores obras y fueron publicados en París 510 ejemplares (390 en francés y 120 en checo).

Si visitáis el Museo Mucha en verano, se abre en el patio central del museo un encantador café, donde os recomendamos descansar antes de proseguir viaje.

Ubicación del Museo Mucha de Praga

Su dirección exacta es: Panská 7, 110 00 Nové Město, Chequia

  • Horario

    • 10:00 a 18:00 h - Todos los días
  • Precio

    • General: 300 CZK (11 €)
    • Niños, Estudiantes y Mayores de 65 años: 200 CZK (7,30 €)

Cómo llegar