Guia de viaje de

Madrid

Templo de Debod

Madrid es una ciudad con infinidad de cosas para ver y para hacer. Por eso hay que planificar visitas por Madrid que nos permitan no dejarnos nada (o dejarnos lo menos posible) en el tintero. Para echaros una mano, os traemos uno de los lugares que todos deberíamos ver, al menos una vez: el Templo de Debod, una de las imágenes más típicas de la ciudad, sobre todo al atardecer.

  • El Templo de Debod es un templo egipcio del siglo II a.d.C.
    El Templo de Debod es un templo egipcio del siglo II a.d.C.
  • Se encuentra en el Parque del Cuartel de la Montaña.
    Se encuentra en el Parque del Cuartel de la Montaña.
  • En su interior encontrarás información sobre la mitología y sociedad de Egipto.
    En su interior encontrarás información sobre la mitología y sociedad de Egipto.
  • Fue un regalo del Gobierno egipcio a España en 1968.
    Fue un regalo del Gobierno egipcio a España en 1968.
  • ¡Quédate a ver el atardecer desde el Templo de Debod!
    ¡Quédate a ver el atardecer desde el Templo de Debod!
1 de
< >

Realmente es un lugar mágico que os asombrará. Un imprescindible para todos, desde mayores hasta pequeños, y sobre todo, para los enamorados de la cultura egipcia.

El Templo de Debod y los jardines que lo rodean están situados sobre el solar en el que antes estuvo el Cuartel de la Montaña, conocido también como la Montaña de Príncipe Pío, y donde las tropas de Napoleón fusilaron a los sublevados del alzamiento del 2 de mayo de 1808. Esta escena es muy famosa gracias al cuadro de Goya El 3 de mayo en Madrid o Los fusilamientos.

Durante la Guerra Civil española, en la sublevación militar de julio de 1936, el cuartel fue destruido casi al completo, por lo que poco tiempo después acabó por ser demolido.

Historia del Templo de Debod

El Templo de Debod es un monumento funerario egipcio con más de 2.200 años de antigüedad y fue un regalo de Egipto a España en 1968. Los egipcios quisieron compensar la ayuda tras el llamamiento internacional de la Unesco para salvar los templos de Nubia. A España le regalaron Debod; a Estados Unidos, Dendur; Taffa, que se encuentra en el Museo de antigüedades de Leiden, en los Países Bajos; y Ellesiya a Italia.

La historia cuenta que hacia el templo peregrinaban para venerar a Isis, la diosa de la maternidad y el nacimiento, y es que, parece ser que el mismo lugar donde se ubicaba el templo, Isis dio a luz a su hijo Horus.

Se cubrió la terraza para proteger el templo de las inclemencias del tiempo y se recreó una atmósfera similar al clima nubio mediante la instalación de aire acondicionado caliente en el interior del templo.

Cuando se ubicó en Madrid se buscó que tuviera la misma orientación que en su lugar de origen, de este a oeste, el lago que se encuentra alrededor del templo es un recuerdo al río Nilo, el mayor río africano.

Cuenta la leyenda que al caer la noche os podéis sentir observados por la figura de un gato. Los que lo han presenciado cuentan que se trata de Adijalamani de Meroe reencarnado.

Recorre Madrid con Buendía Tours

Free Tour Madrid

Qué ver y hacer en el Templo de Debod

Los curiosos que queráis acceder al templo podréis hacerlo de manera gratuita. Cuenta con dos plantas y en la superior hay expuesta una maqueta que da a conocer la historia del Templo de Debod y todos los templos que había en Nubia.

También podréis encontrar información sobre Egipto, su mitología y su cultura, acompañada de explicaciones sobre los jeroglíficos en el interior del templo. Pero para comprenderlo todo, como el significado de la ubicación del edificio, se exponen vídeos y producciones audiovisuales sobre sus paredes.

Al estar rodeado de jardines el mejor plan es acercaros dando un paseo desde las plazas de España o de Oriente para sentaros sobre el césped a contemplar el atardecer. La manera que el sol tiñe el templo de colores dorados hasta el anochecer es una imagen que se quedará grabada en vuestras retinas.

Es una zona perfecta para el descanso, sobre todo en verano a la sombra de sus árboles, y también los es para la fotografía.

Además del propio templo, está el mirador del Templo de Debod donde se tiene una espectacular panorámica de una buena parte de Madrid. Desde el Palacio Real, la catedral de la Almudena, la Real Basílica de San Francisco el Grande o el río Manzanares, también se observa la zona sur de la capital para terminar por atisbarse a mano derecha el barrio de Argüelles con la torre de iluminación y comunicaciones del Ayuntamiento de Madrid como referencia. Una amplia y privilegiada vista que será del agrado de quienes tengáis el gusto de acercaros al templo

Curiosidades del Templo de Debod

  • El transporte de la construcción se llevó a cabo piedra por piedra desde su ubicación original en la región egipcia de Nubia
  • Debido a esto,  muchas piedras se perdieron de ahí las tonalidades diferentes que puedes apreciar en los bloques que lo forman
  • El templo de Debod permaneció sumergido en el Nilo durante unos cincuenta años, este desgaste dificulta la investigación de los jeroglíficos que pueblan sus paredes 
  • Debido a la erosión del edificio causa de la contaminación y a l hecho de encontrarse a la intemperie se están llevando a cabo trabajos para asegurar su conservación 

Ubicación del Templo de Debod

  • Calle de Ferraz, 1
    • 28008 Madrid

Detalles

  • Horario

    Todo el año 

    • Martes a domingos y festivos: 10:00-20:00

    Del 15 de junio al 15 de septiembre

    • Martes a domingos y festivos: 10:00–19:00

    * Cerrado:  1 y 6 enero, 1 mayo, 24, 25 y 31 diciembre

  • Lugares Cercanos

Cómo llegar al Templo de Debod

  • Metro

    • Parada: Plaza de España

     

  • Bus

    • Parada: Templo de Debod
  • Alquiler de bicis (BiciMAD)

    • Estación 115