Bélgica

Guia de viaje de

Brujas

Parque del lago del amor

Uno de los lugares imprescindibles de Brujas, es el Parque del lago del Amor. Os contamos cómo llegar, qué ver, y parte de sus historias más relevantes.

Mostrando imagen 1 de

El parque Minnewater y el lago Minnewater o “Lago del Amor”, son uno de los lugares más visitados de Brujas y, sin duda,  el más romántico. Es gracias a espacios como éstos por los que Brujas es catalogada como una de las ciudades más bellas del mundo.

Se mire donde mire es una preciosa panorámica que incluye verdes prados, construcciones de cuento  o cisnes, con el Lago del Amor como elemento principal. El parque que rodea el lago es espectacular y por  él se pueden dar interminables paseos, mientras se contempla esta maravilla natural. En Buendía Tours conocemos mucho este parque de Brujas, y parte de lo que sabemos, os lo contamos aquí mismo.

Todo el amor en Brujas cabe en un parque, el parque del Lago del Amor

El origen del lago se remonta al siglo XIII, cuando se creó para canalizar el río Reie, a la entrada de Brujas. Desde entonces, el lago fue utilizado como depósito para controlar el nivel de agua de los canales. Tanto el Lago del Amor como el parque, están situados en el emplazamiento del antiguo puerto de Brujas, considerado como la entrada a la ciudad, y estrechamente ligado a la forma de vida de sus habitantes.

En nuestras visitas guiadas, en español, por Brujas esta es una parada obligada, así que si queréis conocer no solo este lugar sino lo mejor de la ciudad, no dejes de sumergirte en esta maravilla belga de nuestra mano.

Cómo se formó el Lago del Parque del Amor

Para esta cuestión hay varias historias:

La primera de todas las historias dice que el Lago del Amor, tiene un origen que no es tan romántico como podría parecer, ya que surgió más bien gracias a la naturaleza, y se adaptó a las necesidades de los habitantes de Brujas.

En el siglo XII, tras una gran tormenta, se produjo un canal natural que conectó la ciudad de Brujas con el mar. Así fue mucho más sencillo acceder a las rutas comerciales del Mar del Norte, y los habitantes de Brujas vieron la oportunidad de exportar sus productos y aumentar sus ingresos, haciendo de la producción de encajes, tan típica en la ciudad, su mayor filón.

Así, el Lago Minnewater se convirtió en un lugar de encuentro de pequeñas embarcaciones, que transportaban las telas y encajes que posteriormente venderían.

Otra historia mucho más mágica acerca del origen del lago, tiene mucho que ver con el amor eterno.

Cuenta una vieja leyenda popular flamenca  que, en tiempos de la ocupación romana, en Brujas residía una joven doncella llamada Minna, irremediablemente enamorada de Stromberg, un hombre humilde, que no contaba con la aprobación de su padre. Este, para evitar el romance entre los jóvenes, concertó un matrimonio entre su hija y Morneck, un joven de una clase social que consideraba más apropiada para su hija. Al enterarse de su futuro matrimonio, Minna huyó al bosque. Cuando al día siguiente la encontró Stromberg estaba muerta, entonces el joven decide enterrarla en ese mismo punto, e inundar su tumba rompiendo un dique, dando lugar al lago que lleva su nombre.

Qué podemos ver en el Parque del Lago del Amor

A orillas del lago está el castillo de Falle, de estilo gótico, y construido en piedra. No es una construcción muy grande pero parece de cuento, dándole  un toque principesco a esta zona del parque Minnewater.

A la entrada del Parque Minnewater se encuentra un puente construido en 1740 desde el que se disfruta unas maravillosas vistas panorámicas de Brujas, y cuya leyenda asegura que  se conocerá el amor eterno, al cruzar el puente con su amante.

Peor si hay algo que reclamará nuestra atención son, sin duda, los famosos cisnes del lago del amor. Uno de los símbolos de Brujas es el cisne, y siempre hay muchos de ellos en el Lago del Amor. Cuenta una leyenda que en 1488, el pueblo de Brujas ejecutó a uno de los administradores de la ciudad, perteneciente a la corte de Maximiliano de Austria. Este administrador se llamaba Peter Lanchals, nombre que en neerlandés significa “cuello largo”. La familia Lanchals presentaba en su escudo de armas la figura de un cisne blanco. Cuenta la leyenda que enterado Maximiliano, castigó a Brujas, obligando a la ciudad a mantener  sus cisnes en los lagos y canales hasta la eternidad.

Las leyendas son eso, leyendas, pero siempre se puede hacer una visita a Brujas y comprobar la veracidad de estas historias.

Ubicación del parque del Lago del Amor

Su dirección exacta es: Minnewater 8000, Brugge.

¿Cómo llegar?

  • Caminando

    • 5 min del parking de autobuses