Bélgica

Guia de viaje de

Amberes

El Tiempo en Amberes

Bélgica se caracteriza por ser un país donde la lluvia está presente prácticamente de continuo. La media de lluvia anual supera los 200 días. A pesar de este dato escalofriante, es una lluvia muy intermitente.

Nubes oscuras sobre la ciudad de Amberes

Al ser un país plano y con el mar del norte, es habitual ver el sol y la lluvia varias veces en la misma jornada. De todas formas, hay grandes diferencias entre las cuatro estaciones que suelen estar bien marcadas.

Amberes en Invierno

El invierno en Amberes suele ser frio y menos lluvioso que durante el verano. La temperatura medía suele bajar de los 9 grados, y las temperaturas negativas no son infrecuentes. En Amberes, al igual que en toda Bélgica, son comunes las nevadas durante el invierno. Hay grandes diferencias entre el oeste y el este del país. Hacia el oeste, donde está la costa y ciudades como Brujas, el clima es más templado a diferencia del este, donde está la frontera con Alemania y lugares como Lieja. En un día de invierno podemos encontrar diferencias de temperatura cercanas a los 10 grados.

Por estos motivos es obligatorio viajar con ropa de abrigo y calzado adecuado.

En invierno también encontramos grandes diferencias con las horas de luz. En los meses donde los días son muy cortos como noviembre, diciembre o enero suele amanecer más tarde de las 8:30 h y anochece a las 16:30 h.

Amberes en Verano

El verano en Amberes es perfecto para conocer la ciudad. El clima es templado, cómodo, sin excesivo calor y con días largos. Sin lugar a dudas los meses veraniegos son las fechas más alegres en la ciudad. La temperatura media es superior a los 20 grados llegando a tener máximas en olas de calor cercanas a los 30 grados.

Amberes en Otoño y Primavera

Son dos estaciones muy recomendables para conocer Amberes. Las temperaturas se suavizan y los días son un poco más largos. Para mucha gente la época más bonita del año para visitar Amberes es otoño, por el magnífico y colorido paisaje que se puede disfrutar.

Claro está, también en primavera es muy buena opción. Visitar la ciudad belga. En el país hay varios parques florales que abren por primavera, hectáreas llenas de flores, lagos, puentes… Una auténtica maravilla para descubrir en Bélgica.

La mejor época para viajar a Amberes

Obviamente siempre que vamos de vacaciones nos importa poco la estación del año. Cada una tiene su encanto. Amberes es una ciudad que, en cualquier estación, mezcla los días grises con los soleados. Aunque el invierno, por largo, frío y generalmente lluvioso, da menos tregua. Por tanto, por clima y goce, julio y agosto son los ideales para una escapada a Amberes, aunque también os recomendamos abril, mayo y septiembre.