Italia

Guia de viaje de

Florencia

Galería Uffizi

Uno de los museos más visitados del mundo no puede quedar fuera de nuestro itinerario de Florencia. La galería Uffizi contiene en su seno una colección sin rival ( la más grande del mundo ) de obras del Renacimiento, con nombres como Miguel Ángel, da Vinci y Botticelli en su catálogo.

Galería Uffizi de Florencia, Italia

Además, es un punto que rebosa historia donde sea que miremos, así como un representante inequívoco renacentista y gótico. Ya sean sus frescos, sus relieves, las vistas desde su domo o su gran tamaño, la Catedral de Florencia es un lugar que sin dudas debemos conocer.

Claro que la historia de la galería Uffizi lleva estampado el nombre de la familia Medici. El palacio Uffizi, donde se encuentra ubicada, solía pertenecer a esta poderosa familia.

La Galería Uffizi es uno de los museos más visitados de Florencia y del mundo

Historia

Fue Francesco I de’ Medici quien decidió exponer en una de las plantas superiores la colección de obras de arte que su familia había coleccionado entre los siglos XVI y XVII.

Francesco I de’ Medici creó así, en una sala con enormes ventanales, la galería de arte más antigua del mundo, la cual sus sucesores siguieron ampliando a medida que su colección seguía creciendo.

Fue en 1737 que Anna Maria Luisa de’ Medici, una de las últimas descendientes, donó todas las obras de arte a la ciudad. Y es así que fue creado uno de los puntos indispensables de nuestra visita a Florencia.

Una colección sin igual

Cuesta imaginar que tantas obras de arte tan icónicas terminaron todas juntas en un solo lugar. Tantos apellidos y tantas obras de las cuales hemos oído una y otra vez a lo largo de nuestra vida. La galería Uffizi es, para los amantes del arte, un bastión en el que pasar horas y horas no se hará difícil.

Como buenos toscanos, los Medici coleccionaron obras de arte de maestros locales. Es por esto que podremos encontrar nombres como Giotto, da Vinci y Miguel Ángel. Una de las obras de arte más icónicas en Florencia es El nacimiento de Venus de Botticelli. El díptico con los retratos del duque y la duquesa de Urbino, considerados los primeros retratos renacentistas y pintados por Piero della Francesca, también se encuentran allí.

Pero esta poderosa familia también cruzó fronteras. Tenemos también obras de Raphael, Caravaggio, Rubens, van Dyck y Rembrandt (y crean bien que estos nombres están bien representados).

El retrato del Papa León X con dos cardinales es otro de los destaques del museo en este ámbito. En este retrato, Rafael deja de lado los idealismos de la época para retratar al Papa como era realmente, verrugas y todo. Este cuadro, así como la Medusa de Caravaggio, en su lienzo circular, son algunas de las obras que automáticamente tienden a vincularse con la Galería Uffizi.

Por si fuera poco, en la galería también encontraremos una impresionante colección de estatuas. En el centro del museo podemos encontrar la Tribuna octogonal, donde se encuentran las obras escultóricas. La más famosa de ellas podría ser la Venus de Medici, una escultura clásica en mármol la cual se cree que es una versión griega tardía de la Afrodita de Cnido, por Praxiteles.

Laocoön y sus hijos, por Baccio Bandinelli, también se lleva las miradas del corredor de las esculturas. Bandinelli se inspiró en una escultura griega recuperada en 1506. La original estaba tan derruida que Bandinelli tuvo que basarse en gran parte en las descripciones de Plinio el Viejo. Esta escultura fue una comisión del Papa León X como un regalo al rey Francisco I. Esta obra es todo el Renacimiento en una sola pieza: un líder poderoso comisiona una obra de arte basada en la antigüedad, reinterpretada para esos tiempos por un maestro artesano.

El Palacio degli Uffizi

Con tanta obra de arte es posible que pasemos por alto el palacio en que la galería está ubicada. El Palazzo degli Uffizi fue construido entre 1560 y 1580. Su fin principal fue albergar el gobierno del gran duque Cosimo I de’ Medici. De hecho, la palabra Uffizi es la forma en que anteriormente se llamaba en italiano a las oficinas. Allí instaló entonces a los 13 Tribunales Florentinos, las oficinas administrativas y judiciales del Ducado de Toscana.

Este palacio es una clara muestra de los caprichos de las familias poderosas de esa época. Fue el arquitecto favorito del gran duque, Giorgio Vasari, quien estuvo a cargo de la construcción de este edificio en forma de U. El patio que se encuentra en el interior está bordeado por fachadas con nichos que contienen esculturas de figuras históricas de importancia.

Vasari comprendió que los Medici no eran de mezclarse con la gente común, por lo cual, antes de finalizar la construcción del edificio, conectó mediante pasillos suspendidos (que incluso hoy podemos ver) el Palacio Uffizi con el Palazzo Vecchio y el Palazzo Pitti (del otro lado del río). Este pasillo lleva el nombre de Corredor Vasari.

El techo de la Loggia dei Lanzi también alimentó estos caprichos, ya que en 1583 se convirtió en la terraza de los Medici, que utilizaban para asistir a los eventos de la Piazza della Signoria sin salir de sus palacios.

Ubicación de la Galería Uffizi

Detalles

  • Lugares cercanos

    • Loggia dei Lanzi (100 metros)
    • Palazzo Vecchio (100 metros)
    • Piazza della Signoria (150 metros)
    • Ponte Vecchio (200 metros)
    • Mercato Nuovo (200 metros)