Free Tour Praga Imperial

NOVEDAD
  • Guía en español
  • Recomendaciones locales
Gratis

Hay una parte de Praga, que deberíamos recorrer y conocer en profundidad. Una parte, la de Malá Strana y Hradčany, que suena a la casa de los Habsburgo, a palacios barrocos, a las casas de los aristócratas, en definitiva, la parte de la Praga Imperial. Además ¡reservar ES GRATIS!

Sobre tu Free tour por Hradčany y Malá Strana Sobre tu Free tour por Hradčany y Malá Strana

En esta ocasión, sobre todas las cosas que hay que ver en Praga, nos decidimos a visitar Hradčany y Malá Strana. Durante, aproximadamente, dos horas y media, vamos a hilvanar de nuevo la historia que llega a estas calles tras el incendio de 1541, cuando, la parte pudiente comienza a rehacer la ciudad devastada por las llamas, y lo hace aquí. De estos momentos rescataremos su intenso catolicismo, y las normas y las reglas de una época imperial, que fue algo más que una época dorada en la ciudad. Todo esto lo veremos de mano y con las explicaciones y anécdotas, que nos contará nuestro guía, un experto en la ciudad y con una pasión por su vida y por la vida de sus personajes más relevantes, que resultará contagiosa. Para realizar la visita, es necesario que tengamos el billete de transporte público básico, que cuesta 30 Kč (1,20 € al cambio), para los adultos y 15 Kč para los niños mayores de seis años. ¡Reserva Ya!

Itinerario Itinerario

Esta visita a Praga arranca en el Rudolfinum, una de las instituciones musicales del país.  Desde aquí partiremos para la primera parte de nuestro recorrido, la zona de Hradčany. Así conoceremos el Monasterio de Strahov, una iglesia barroca, fundada por Vladislao II y que hoy está en manos de la orden de los Mostenses. Pero si este espacio es reconocido por algo, es por albergar la que, para muchos es la biblioteca más bonita de Praga.

Seguiremos hasta la Plaza del Loreto, uno de los lugares más interesantes de la ciudad, entre otros motivos por el Palacio Černin o la estatua de Edvard Beneš, frente al palacio. Edvard Beneš, fue el segundo presidente de la República Checa y un luchador incansable contra el nazismo y en pro de la democracia y la libertad. Además, el Loreto de Praga, donde nos encontramos, es uno de los centros de peregrinación más importantes de Praga porque en su centro se encuentra una réplica de la Casa de la Virgen María.

Por Novy Svēt, andando por la Praga más medieval y más encantadora, llegaremos a la Iglesia de San Juan de Nepomuceno, a la que entraremos si es posible. En la Plaza del Castillo, ya daremos el salto a la época del Imperio Austrohúngaro, buena parte de la “culpa” la tendrán sus imponentes castillos. Es fácil imaginar las vidas de los habitantes del Imperio, al menos la de los que vivían en esta parte…

Desde la Plaza de Hradčany solo podemos bajar y lo haremos por la misma, la mismita calle por la que bajaba María Teresa de Austria, la calle Nerudova. María Teresa de Austria, de la casa de los Habsburgo y la esposa de Francisco Esteban de Lorena, fue archiduquesa de Austria y Reina de Hungría, Reina de Bohemia, amén de otros títulos. Pocas vidas como la de ella dan el pulso de la Praga Imperial que hoy buscamos.

En el Palacio Lobkowicz, uno de los palacios más bonitos de Praga y uno de los más importantes, gracias a la familia Lobkowicz, se encuentra la Embajada Alemana, y con este establecimiento se restablecen los canales de comunicación entre el estado checo y la República Federal Alemana. Pero aquí está también una de las famosas estatuas de David Černy, en concreto su coche con piernas.

Dejaremos atrás la Iglesia de santo Tomás, hasta el Palacio de Wallastein. Una de las cosas que más suele impresionar de este lugar, son sus jardines. Los Jardines del Palacio de Wallestein mantienen su aspecto, casi, original, con su Sala Terrera, su gruta, la antigua escuela ecuestre o las sus fuentes o estatuas de bronce, réplicas de las originales de Adrien Vries. Por todo esto, y por su ambiente de paz y serenidad, este es uno de los jardines más bonitos de Praga.

El edificio, el palacio, lo mandó construir Alberto von Wallestein, uno de los hombres cercanos del rey y que, como en tantas otras ocasiones terminó siendo asesinado por orden del propio monarca. La visita al Palacio de Wallestein solo puede hacerse entre los meses de abril y octubre, y siempre y cuando no llueva. Por lo que, si no fuera posible ¡no pasa nada! Seguiremos nuestra pequeña aventura por otros rincones de esta Praga Imperial.

Si lo tuyo es recorrer lugares únicos, y casi escondidos, llenos de historias y con más de una leyenda, anota este tour para tu siguiente viaje a Praga. Eso sí ¡Reserva ahora!

Punto de encuentro

Los guías os estarán esperando en Rudolfinum, la Orquesta Filarmónica checa, al lado de la estación de metro Staroměstská (línea A, verde de metro)

  • Calle J. Palacha 79/1
    • 110 00 Josefov, Praga

Detalles

  • Duración

    • 2h 30m aprox
  • Incluido

    • Guía local en español
  • Idioma

    • Español
  • Pet Friendly

    • Las mascotas son bienvenidas en este recorrido
  • Cancelaciones

    • La cancelación es gratuita, pero si no vas a poder asistir al tour o has cambiado de opinión, por favor, cancela la reserva, ya que en caso contrario el guía estará esperando

Preguntas frecuentes

  • ¿Con el tour se entra al Castillo de Praga?

    No, para eso ya realizamos el Free Tour del Castillo de Praga. En este tour complementamos ese recorrido con todas las cosas que quedan por ver tanto del Barrio de Hradčany como por Malá Strana, y creednos que son muchísimas.

  • ¿Es todo por el exterior?

    En principio sí. Si podemos entrar en la Iglesia de San Juan Nepomuceno o la Iglesia de Santo Tomás será estupendo, aunque no obligatorio. El resto del recorrido es a la intemperie.

  • ¿Dónde consigo el billete de transporte público que necesito para hacer el tour?

    Muy fácil, cerquita de nuestro punto de encuentro se puede adquirir sin ningún inconveniente. En el mismo metro, en estancos, tiendas de alimentación, etc… Si tenéis dudas, simplemente apareced un poquito antes del comienzo del tour y preguntadle al guía.